viernes, 17 de julio de 2015

Ni ética ni estética

Ayer nos enteramos, a partir de unos tuits de @juherya, de una realidad muy triste e indignante.

Parece ser que fue muy inteligente el presidente del Consejo General de Enfermería cuando pasó la cuota que los colegios pagan al Consejo, de un porcentaje a un tanto fijo por colegiado y mes: entre otras cosas, ha conseguido que los colegios que ayudan a que las enfermeras en paro pueden seguir estando colegiadas (rebajando las cuotas o devolviendo al final del ejercicio la fracción correspondiente al tiempo que han estado sin trabajo) lo paguen caro, llegando incluso a un saldo negativo, lo que implica que sean los otros colegiados quienes los subvencionen, pero nunca el Consejo General. Es una gran desvergüenza. Y lo malo es que lo aprobó por mayoría la Asamblea General, con el voto a favor de algunos de estos colegios, indecorosamente sumisos pero, al parecer, con cierta sensibilidad social.

No es solo una falta de ética por parte del Consejo General de Enfermería, sino una ausencia total de estética, que puede parecer que no, pero también es muy importante en quien se supone, como él mismo y sus palmeros mediáticos reclaman, que encarna a «La Enfermería». Creemos que debería haber una campaña para que el Consejo dejara de lucrarse injustamente a costa de la lamentable situación de desempleo y precariedad que ha contribuido, por activa y/o por pasiva, a generar. Y que devolviera a los colegios que están subvencionando las cuotas a los desempleados lo que tan inmoralmente les han cobrado, porque ese dinero es nuestro, somos nosotros quienes lo pagamos. (Lo suyo sería llamar a la insumisión a estos colegios, pero sería absurdo esperar que alguien se convirtiera en insumiso frente a una norma que refrendó con su voto cuando se aprobó).

Porque los colegiados pertenecemos a nuestro Colegio, no al Consejo. Y los fondos con los que se imparten y subvencionan cursos, se dan ayudas o becas y se asumen tantas otras actividades (y hay colegios con mucha actividad, cierto que los menos) los aportan los colegios y no deberían sufrir más de lo que ya lo hacen, recaudando menos cuotas, teniendo que abonar íntegramente el impuesto revolucionario al Consejo General. Un Consejo que, quitando el seguro de responsabilidad civil y quizás alguna que otra migaja (fraudes como Gradua2 al margen), no aporta nada a los colegiados.

Estos son los seis «tuits» a los que nos referíamos, para quienes no participan en esa conocida red social:


3 comentarios:

  1. Hola, soy la presi de un Colegio pequeño. Siempre he votado en contra de los presupuestos y cuenta resultados del CGE porque no reúnen ni uno solo de los requisitos que se le pediría a cualquier empresa. Resumiendo: ni son transparentes, ni tienen como beneficiarios a los colegiados. Me he opuesto y he preguntado, sin más respuesta que decir q no tiene porqué darme explicaciones. También me he opuesto a algo q me parece de sentido común: cómo que el ministerio de sanidad nos va a "acreditar", mediante los cursos de prescripción del CGE, y ahora de SAtse, en virtud del Pacto, lo que ya nos acreditó el ministerio de educación. Tengo el orgullo de no ser "balante", aunque el precio de la coherencia es muy caro. Somos 240.000, yo os pido, por favor, que no paséis, que os impliquéis, que el esfuerzo q estamos haciendo algunos, no quede en saco roto. Tengo amenazas de querellas criminales de todo tipo. No es agradable. Tengo familia. Llevamos cuatro años de calvario, y he perdido mucho, pero lo volvería a hacer. Juntos podemos. Por favor, uníos, pedid asamblea extraordinaria, pedid las cuentas claras y, si no os lo dan, denunciad. No tiréis la toalla. Gracias a Juan por su perseverancia y a los creadores de este blog. A mandar.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Rosa!

      Gracias por tu ejemplo, por vuestro ejemplo de compromiso, perseverancia y aun con problemas... éxito. Desde luego que todo vuestro trabajo no cae en saco roto y estoy seguro de que llegará el día en que colegios como el tuyo sean la normalidad, un día en el que la Enfermería será no solo la dueña de su "hogar" sino quien la dirija desprendida de intereses ajenos a la profesión.

      Un abrazo y mucho ánimo en tu empeño! Te seguimos desde Asturias!!!

      Eliminar
  2. Este tema de los parados es una puntilla más. En base a qué se supone que el consejo general se lleva un 25% del presupuesto de los colegios? Qué contrapartidas tiene para los colegios provinciales? Son los colegios provinciales clientes cautivos de la Escuela de ciencias de la salud? Hay prestaciones nacionales para los colegiados que tengan mayor interés para los mismos?
    El Pastel colegial calculo que ronda los 65-70 millones de euros anuales de los cuales entiendo que el consejo se queda con un 25% pongamos unos 15 millones tirando por lo bajo.

    Qué gastos tiene el CGE que precisen tamaño presupuesto? Qué servicios presta al colectivo? Qué patrimonio tiene?

    ResponderEliminar